10 remedios para evitar los orines de perro en tu fachada, esquina o lugar en concreto

evitar pipis perros en paredes
[Total:1    Promedio:5/5]

CÓMO HACER PARA QUE EL ODIOSO VECINO NO TRAIGA SU PERRO A ORINAR A MI ESQUINA, LAS PAREDES, REJAS O JARDÍN Y AHUYENTARLO DE LA FACHADA DE MI CASA. O incluso evitar que nuestro perro se haga pipí en algún lugar de nuestra casa en concreto.

Los 10 remedios más utilizados para evitar los pipís de los perros, que hay de verdad y de mito en los mismos.

  1. AZUFRE EN POLVO
    Es un remedio prohibido en España por su toxicidad, a pesar de que aún lo seguimos viendo en algunas esquinas o farolas. Los expertos aseguran que “no funciona” a pesar de lo extendido de esta idea.
  2. HIPOCLORITO
    Media taza de cloro y tres de agua. Hay que tener cuidado al preparar la mezcla (media taza de cloro por tres de agua) porque el hipoclorito quita el color de las superficies, así que podría causar daños (decolorando) el suelo o zona donde lo apliques.
  3. LEJÍA
    La lejía sirve para eliminar el olor a orín, pero no para impedir que el pero vuelva a orinar, ya que la lejía deja una huella aromática que atrae a los perros, causando el efecto contrarío al deseado.
  4. PIMIENTA DE CAYENA
    En polvo, irrita los ojos y la piel de los animales o personas que estén en contacto. Está especia contiene una sustancia denominada capsaicum, que es capaz de causar estás molestias.
  5. VINAGRE
    Los perros odian el ácido acético, con la ayuda de un pulverizador puede rociar abundante vinagre puro donde no quiera que los perros se acerquen y por supuesto intenten hacer pipí.
  6. ALCOHOL BLANCO
    Rocía todos los días durante al menos una semana la zona afectada. La medida a emplear es una taza de alcohol blanco y dos de agua.
  7. PLANTAS AROMÁTICAS
    Mezcla ajenjo, urdida y savia, preparando un concentrado y verterlo en un pulverizador mezclado con agua, para luego pulverizar y rociar abundantemente las superficies.
  8. LIMONES
    Jugo concentrado de limón, se mezcla el jugo de uno o dos limones concentrado en dos tazas de agua y se espolvorea la zona. A los perros no les gusta este olor, evitando que lleguen a la zona en la que lo hemos aplicado.
  9. BOTELLAS LLENAS DE AGUA
    Con respecto a las feas y anti-estéticas botellas llenas de agua, expertos en comportamiento animal aseguran que ésta fórmula no tiene asidero científico. Es una de las soluciones más populares porque las mascotas no orinan cerca del agua y por la creencia de que su reflejo les asusta. Es una de las más extendidas y es normal que veamos en las calles de nuestra ciudad. No está comprobada su efectividad.
  10. AMONIACO
    Se debe de preparar con media taza de amoniaco vertida en dos litros de agua, para rociar esta mezcla en la zona con frecuencia.

 

Si los remedios caseros no han funcionado con tu mascota o ese perro del dichoso vecino, queremos contarte que existen productos disponibles en el mercado:

  • Productos químicos
    En pintura, similar al empleado en el ayuntamiento de Paterna, repele la orina. Hay una amplia variedad en el mercado.
  • En Spray
    A partir de 5-7 €, los repelentes de orines en spray, en envases más pequeños para uso doméstico, se encuentran con facilidad en ferreterías, tiendas de máscotas, etc…